RELIANZ, el Aliado Minero | Makinaria Pesada

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

RELIANZ, el Aliado Minero

Relianz Aliado Minero

Relianz Aliado Minero

RELIANZ Mining Solutions nace a partir de la necesidad de tener un aliado especializado en la operación de la industria minera colombiana. Su historia se remonta al nacimiento de la División de Minería de General de Equipos de Colombia en 1994, con el suministro de los primeros camiones mineros CAT 777 en el país. 20 años después, más específicamente en Octubre de 2014 se constituye RELIANZ Mining Solutions, siendo el resultado de la evolución y madurez natural que el sector ha tenido en Colombia.

Con un legado de trabajo histórico que supera los 86 años y con 20 en operaciones, RELIANZ es actualmente el distribuidor autorizado de Caterpillar para la industria minera en nuestro país. Por esa razón, cuentan con la más amplia línea de producto minera con la capacidad de suministrar todas las soluciones para operaciones de superficie y subterránea sin importar su tamaño, la ubicación o el recurso que se desee explotar. De acuerdo a Cheryl Velásquez, Gerente Comercial de Relianz, en la compañía “somos lo suficientemente grandes para garantizar el éxito de nuestros clientes, y lo suficientemente pequeños para que cada operación minera del país se sienta respaldada a su medida”.

Adicionalmente, en RELIANZ para mantener una óptima operación y un máximo rendimiento tienen el soporte de marcas aliadas claves para la minería tal como compresores Sullair, bombas de concreto Shwing, trituradoras Metso y grúas Terex.

Con un portafolio tan amplio es imposible describir todos sus productos, sin embargo algunos de sus equipos insignias son los camiones CAT 793 y los tractores D11. Respecto a los primeros, son más de 400 unidades las que ruedan en las minas a gran escala en nuestro país. Su labor está enfocada principalmente para el uso de acarreo de material estéril y en ocasiones acarreo de carbón. Por otra parte, son 120 tractores D11 los que soportan el material de operaciones carboneras en Colombia, convirtiéndose así en unos de los equipo más fuertes en este trabajo pesado.

Con un gran portafolio, grandes responsabilidades son las que afronta esta compañía. La gran variedad de equipos hace que enfrenten un significativo reto en su servicio posventa, respecto a esto Velásquez nos comentó lo siguiente. “La palabra RELIANZ se deriva de Reliability (Confiabilidad) y Alliance (Alianza), estamos comprometidos con la industria minera colombiana más allá de la venta de equipos. Entendemos la necesidad de posicionar nuestros productos en las operaciones mineras pero tenemos un mayor compromiso como organización en el cumplimiento de las metas de producción de nuestros clientes y del país. Estamos enfocados en garantizar productividad y competitividad”.

Por esta razón, su desafío siempre está enfocado en suministrar el menor costo por tonelada soportado con la capacidad instalada, junto al talento humano que se desempeña en RELIANZ. Para dar tan buen servicio, cuentan con 7 hectáreas de terreno con distintos centros de soluciones como: centro de reconstrucción de componentes, centro de rectificaciones, centro de fabricación y soldadura y centro de reparación de equipos.

El balance es parte fundamental del éxito, así que RELIANZ no ha dejado nada al azar dentro de su funcionamiento. Además de contar con un excelente servicio de posventa, las capacitaciones para los operarios que están al comando de las máquinas es fundamental, por eso tienen un centro de entrenamiento con capacidad de brindar más de 14.900 horas y 7.600 de capacitación en sus instalaciones o en proyectos, respectivamente. Sus entrenamientos involucran todos los sistemas de operación de maquinaria Caterpillar, así como servicio técnico con el fin de garantizar la mejor disponibilidad de la flota amarilla.

RELIANZ actualmente es aliado de empresas que constituyen la minería a gran escala de Colombia como el Cerrejón, Prodeco, Drummond y Cerromatoso; su función va desde el apoyo en la fase de exploración para mineros a pequeña y mediana escala, como grandes proyectos. Para el 2016 sus planes de acción son ajustar las operaciones a las realidades del mercado, soportar a sus clientes tradicionales con el suministro de soluciones posventa, expandir su cobertura para impulsar a la minería de oro y cobre en Colombia y “enfocar esfuerzos en el desarrollo de soluciones en tecnología, análisis de datos, innovación de procesos, y herramientas que redunden en una menor intervención no programada de flotas, a través del valor agregado de manera predictiva y preventiva”, afirmó Velásquez.